miércoles 20/10/21

La Asamblea Popular de Fuerteventura recuerda que estamos ante " la peor crisis de la Humanidad"

Concentración `No más mentiras´
Concentración `No más mentiras´

Una quincena de personas, representativa de distintos colectivos ecologistas, se concentraba este jueves en las inmediaciones de la Dirección Insular de la Administración General del Estado, en Puerto del Rosario,  para invitar la  ciudadanía a reflexionar sobre el desarrollo de Fuerteventura. 

En el acto, organizado por Asamblea Popular de Fuerteventura, exponían en un manifiesto NO Más Mentiras´, su "estupefacción" por los proyectos que el Gobierno de Canarias, y el Cabildo majorero, dirigidos a culminar la ejecución del Eje Norte Sur, retomar la línea de alta tensión o ampliar el muelle de Corralejo. 

En el texto, leído por Javier y Chus, hacen constar que "estamos ante la peor crisis de la Humanidad, la crisis climática mundial". 

Manifiesto: Fuerteventura, no más mentiras

"A la vez que se presentaba el catastrófico informe sobre la crisis climática por parte de la ONU, en Fuerteventura leíamos estupefactas que el Gobierno de Canarias, con el apoyo del Cabildo de Fuerteventura y sus seis ayuntamientos, exponían públicamente el proyecto de ampliación del muelle de Corralejo, así mismo se continua apostando por seguir con la construcción de la autovía eje norte-sur, retomar la línea de alta tensión innecesaria, se quieren destrozar los charcos de la costa, y se promueve recuperar el turismo de masas, queriendo volver a las cifras récord de hace unos años.

Estamos ante la peor crisis de la Humanidad, la crisis climática global. Estamos oficialmente en estado de emergencia climática, tanto a nivel insular, del Archipiélago, del Estado Español, Europa y del mundo entero, con la urgente e inaplazable necesidad de reducir drásticamente nuestras emisiones de efecto invernadero, de CO2, etc, y no se les ocurre otra cosa a los y las políticas que nos gobiernan que crear infraestructuras públicas de transporte que no solo van a aumentar las emisiones de CO2 y demás gases durante su construcción, si no que además promueven el aumento del tráfico marítimo, súper contaminante, e imposible de electrificar, y el de vehículos por carretera, que tampoco se van a poder electrificar, o hidrogenar, de manera significativa.

Así como destruir los frágiles ecosistemas que existen en los charcos de la marea, y, saltándose las resoluciones judiciales, terminar una línea de alta tensión que solo beneficia a unas pocas personas y que destruye el paisaje y las tierras donde se asienta. Los cientos de millones de € que nos vamos a gastar, endeudándonos todavía más, en ampliaciones de muelles inútiles y de autovías fantasmas, en destrozar la Isla, se tienen que invertir exclusivamente en economía verde real y en los cuidados de las personas, de la Vida.

Esto es, descarbonizar la Isla. Y la mejor manera de hacerlo es invirtiendo en la reforestación, en cultivar alimentos en la Isla que nos acerquen lo más posible a la soberanía y seguridad alimentaria, y en revertir la inseguridad hídrica en la que estamos inmersas, utilizando para ello toda la tecnología simple a nuestro alcance (Atrapa nieblas, recogida de aguas de lluvia, reutilización de aguas depuradas, desalación de agua marina y salobre por condensación solar pasiva, etc. ) La economía real verde (La agricultura, la reforestación, la soberanía hídrica, etc.) genera muchísimos más puestos de trabajo de calidad y sostenibles, que no la construcción de infraestructuras públicas inútiles que destruyen la Vida. (Muelles, autovías, miradores, etc.) Los y las políticas que apoyan sonrientes la economía del CO2 son corresponsables, junto a las empresarias y empresarios, de la destrucción irreversible de Fuerteventura, al promover el ecocidio en el que estamos inmersas, tanto en la Isla como en el resto del Planeta. Un ecocidio que está llevando a la Humanidad a su extinción. El planeta Tierra se recuperará, pero la Humanidad no.

La codicia y avaricia de unas pocas personas (políticas y empresarias), y su falta total de empatía por la actual y próximas generaciones, no puede hacer que la mayoría de las personas y seres vivos que habitamos el Planeta tengamos que sufrir un futuro, cada vez más próximo, de muerte y sufrimiento, de colapso y destrucción. Tenemos que parar esta locura, la vida nos va en ello. Solo el pueblo salva al pueblo".

La Asamblea Popular de Fuerteventura recuerda que estamos ante " la peor crisis de la...
Comentarios