lunes. 27.05.2024

“Me siento una extraña, una desarraigada en mi propia casa”. Son palabras de la portavoz de la Plataforma 20 A Fuerteventura, Judith Morales, en la presentación este viernes de la movilización que una docena de colectivos majoreros promueve, el próximo 20 de abril a las 12:00h en Puerto del Rosario, bajo el slogan ´Canarias tiene un límite´. Se suman así a las manifestaciones previstas en todo el archipiélago y en otros lugares como Alemania o Inglaterra “impulsadas por canarios que se han visto forzados a emigrar porque no tienen oportunidades de futuro ni desarrollo”.

Con estas palabras, Judith expresa la preocupación por el rápido desarrollo del archipiélago en los últimos años que impide casi reconocer los lugares de antaño en algunos puntos y que aboca a muchas personas a buscar otro lugar de residencia.

Las reivindicaciones vienen de tiempo atrás como constata un cartel que la organización ha rescatado para el 20A y que se utilizó en una movilización similar promovida hace dos décadas. Canarias tenía un límite entonces y lo tiene ahora que las cosas han ido a peor, subrayó.

La situación es tan extrema, indicó, que hay varias personas en Tenerife desde ayer jueves que han iniciado una huelga de hambre. Las condiciones son insostenibles, “tenemos los sueldos más bajos de todo el territorio nacional -a pesar de que cada año batimos récord de turistas y récord de ocupación con un mercado totalmente secuestrado-. En un 75% está en manos de turoperadores con un gasto que prácticamente en su mayoría se hace en lugar de origen”.

Hay urgencia, recalcó, “porque la vida se está haciendo insostenible”. Hizo especial hincapié en que “se gobierna y se facilita la vida al turista mientras las condiciones de vida de la población cada vez son peores”.

Por eso, confía en que a lo largo de la próxima semana, más colectivos se sumen al llamamiento y que la manifestación prevista para el próximo sábado, 20 de abril a las 12:00h, cuente con el respaldo de buena parte de la ciudadanía.

Entre los objetivos que persigue la organización está promover una moratoria turística, implantar la ecotasa, facilitar el acceso a la vivienda y garantizar el abastecimiento de agua de la población además de rechazar la minería a cielo abierto.

WhatsApp Image 2024-04-12 at 17.50.41

Algunos colectivos adheridos

Desde Intersindical Canaria, Jon Díaz, denunció que el modelo “está más que agotado” con 2.3 millones de residentes y 15 millones de turistas cada año. Las Islas Afortunadas se convierten en Desafortunadas para las futuras generaciones. “En Fuerteventura tenemos un problema brutal del agua, la vivienda y las tierras raras; estamos asistiendo a una degradación de los derechos más básicos”, subrayó.

Por su pate, Adelina Padrón, en representación de ECOFEM explicó que con la adhesión de la entidad a la plataforma, el colectivo feminista quiere “dar un toque de atención a los gobernantes que favorecen a esos empresarios hoteleros que no cumplen con la ley al contaminar el mar diariamente con más de 100 millones de litros de agua fecales con lo que esto conlleva para la vida submarina”. Además, prosiguió, piden una moratoria para controlar el turismo en beneficio del residente y que el agua “tenga una buena gestión, primero para el pueblo y después para el turismo”. También exigio la implantación de una ecotasa “para conservar los espacios naturales” y solucionar el problema habitacional con alquileres justos, la  regulación de la compra de vivienda para no residentes y acabar con “el desarrollismo voraz que está acabando con el litoral o el campo”.

En una línea similar se pronunciaba Pau Valverde desde la Asamblea Popular de Fuerteventura para denunciar el modelo económico ya que es insostenible, con una dependencia total del exterior y una crisis climática, energética e hídrica “brutal”. El cambio va a ser "sí o sí" y ahora, dijo, “lo que tenemos que conseguir es que el cambio sea justo para todas las personas que habitamos las islas y el planeta y que no sean las mismas personas que se benefician siempre”. Valverde invitó a la ciudadanía a asistir y a pensar en “cómo queremos que sea el futuro, un futuro muy diferente que no sea un capitalismo fascista”.

Por último participó Vanesa Iglesias, presidenta de la Asociación Alquileres Justos en Fuerteventura, defendiendo su adhesión a la movilización motivada por la crisis habitacional. La entidad quiso destacar la urgencia de promover una legislación “que garantice la protección tanto de los derechos del arrendador como del arrendatario”. Es fundamental, recalcó, visibilizar las dificultades que enfrentan muchas familias para acceder a un alquiler justo y digno. Por ello, exigen a las autoridades, la creación de viviendas y alquileres de protección oficial así como la regularización de los precios del alquiler. También insisten en la necesidad de una moratoria turística así como “medidas concretas para garantizar el acceso a una vivienda digna para todos los ciudadanos”.

WhatsApp Image 2024-04-12 at 17.50.42

La movilización está promovida por las organizaciones Ecologistas en Acción, el colectivo Guanil, el colectivo Agonane, colectivo El Efequén, la Asamblea Popular de Fuerteventura, Clean Ocean Project, Eco Fem, Intersindical Canaria, la Coordinadora Montaña Tindaya, la asociación Alquileres Justos Fuerteventura, Plataforma por Salvar el Cotillo, El Time Limpio y Sostenible, entre otras entidades a la espera de que en la próxima semana se adhieran más.

Una docena de colectivos majoreros se suma a la movilización 20A `Canarias tiene un...
Comentarios