jueves 20/1/22

La senadora por Fuerteventura, Paloma Hernández, manifestó este lunes que la renovación del Oliva Beach no es un asunto político sino “jurídico” y que es preciso buscar “una solución legal” para el proyecto. En declaraciones en una entrevista en Fuerteventura FM,  reconoció haber planteado a los responsables del Ministerio para la Transición Ecológica la posibilidad  “de dar una moratoria u otra forma menos lesiva” en la búsqueda de soluciones que eviten “el impacto de cerrar y mandar al paro a nuestra gente”.

Reconoce que los trabajadores le han manifestado estar “decepcionados, disgustados y enfadados” por la falta de respuesta a una petición de obras que se presentó hace tres años. Más si cabe cuando hace escasas fechas el Ministerio aseguraba que la empresa propietaria del hotel no ha hecho entrega de las modificaciones exigidas en el proyecto para poder dar luz verde a su remodelación. Una información, que según declararon los propietarios del Oliva a los empleados, no se ajusta a la verdad. De todas formas, Hernández insistió en que ésto solo afecta a la tramitación de la licencia de obras.

El problema fundamental, apuntó,  reside en que “cuando se dio la concesión no estaban los 20 o 25 propietarios nuevos que no se sabía que existían” y que eran titulares de otras tantas propiedades desde el tiempo de la concesión. Un fallo que pudo ser de la propia administración, reconoció Hernández, y que dificulta un procedimiento “muy complicado” en el que participan desde colectivos ecologistas hasta los propietarios o la empresa.

Una jugada inesperada en el Cabildo

La senadora por Fuerteventura también analizó, durante la entrevista, la situación política del Cabildo y reconoció su “perplejidad y decepción” al conocer que la ausencia de los dos consejeros de AMF habían impedido al grupo de gobierno, el pasado 22 de diciembre,  aprobar los presupuestos “cuando eran más que nunca necesarios”.

Fue una sorpresa también, reconoció, para sus propios compañeros de la primera institución insular que no esperaban esta jugada después de que el pasado 14 de diciembre los consejeros ausentes dieran el visto bueno a las cuentas de 2021 en el Consejo de Gobierno.

La senadora constata que plantear una moción de censura “es legítimo” pero no se explica cómo no aprobaron primero los presupuestos en el contexto actual de crisis social y económica derivada de la pandemia. Unos presupuestos ”sociales y de emergencia”, recalcó. Con esta actuación, han logrado “parar la isla porque han parado la primera corporación insular que es la que inyecta dinero a los ayuntamientos”.

Nuevo cuartel de la Guardia Civil

La senadora Paloma Hernández se encuentra estos días en Fuerteventura donde abordará la construcción del futuro cuartel de la Guardia Civil que se ubicará, previsiblemente,  en la salida hacia el norte de Puerto del Rosario. También se estudiará la plantilla para determinar el número de plazas pendientes de cubrir.

La senadora Paloma Hernández plantea al Ministerio una moratoria para evitar el cierre...
Comentarios